Consejos para un blanqueamiento dental

Consejos para el blanqueamiento dental

Un blanqueamiento dental es un procedimiento estético que consiste en reducir el tono original de los dientes. Este tratamiento permite eliminar manchas producidas por distintos alimentos y bebidas o el cigarrillo, y dejará tus dientes más blancos y brillantes. A la hora de seguir un tratamiento de estética dental como este hay que tomar ciertas precauciones. Seguir estos consejos es imprescindible para obtener resultados seguros sin correr riesgos.

Buscar un profesional

Si bien este tratamiento es estético, no deja de ser un procedimiento odontológico. Un odontólogo profesional tomará las precauciones necesarias para que este sea un procedimiento seguro. Esto marca una gran diferencia si estás pensando en comprar un kit casero. El odontólogo utilizará una férula especialmente diseñada para ti y, por lo tanto, tus encías, paladar y lengua estarán debidamente protegidas. Además, un profesional realizará un diagnóstico previo que te asegurará que no haya ningún riesgo al realizar el procedimiento. Asimismo, elegirá qué tipo de blanqueamiento es el adecuado para ti y podrá optar por que lo complementes con un kit casero, pero bajo sus indicaciones. Lo más común es utilizar un tratamiento mixto que combine sesiones en un consultorio profesional y un blanqueamiento ambulatorio en casa.

Cuidados previos

Lo más importante al momento de realizar este procedimiento es la salud de la boca. La higiene es fundamental en todo momento, pero previamente debes realizarte una limpieza bucal para asegurarte de eliminar las manchas externas que pueden prevenir que el gel blanqueador haga su trabajo de la manera más eficaz. Algunas semanas antes del procedimiento debes evitar las pastas dentales que contengan flúor y nitrato de potasio ya que estos elementos pueden interferir en su eficacia.

Cuidados posteriores

Una vez que realices el blanqueamiento dental debes evitar algunos alimentos y bebidas que manchen los dientes. Deberás evitar los que contengan colorantes naturales y artificiales, y otros ácidos, como el café, el vino y el té, entre otros. Por otra parte, evita los alimentos muy fríos ya que, durante las primeras semanas, tendrás una mayor sensibilidad en los dientes y encías producto del tratamiento.
Si eres fumador, es importante que dejes el tabaco ya que es una de las principales causas de amarillamiento. Fumar hará que se revierta el blanqueamiento y que el procedimiento haya sido en vano.
Una vez más, la buena higiene bucodental será imprescindible para mantener los dientes lo más blancos posible. Debes limitar el uso de pastas dentales blanqueadores ya que dañan el esmalte dental. Utiliza, además, un cepillado más suave que de costumbre y seda dental para proteger tus dientes.

Al momento de seguir un tratamiento estético dental como este asegúrate de evaluar que puedas cumplir con los cuidados previos y posteriores ya que el éxito del procedimiento y la duración de sus efectos dependerá de ellos. Es imprescindible, además, que consultes a un profesional ya que este tratamiento está contraindicado en pacientes que presenten algunas enfermedades o defectos dentales. Únicamente un profesional podrá determinar si es un tratamiento adecuado para ti.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carr. de Trassierra, 26 3-1, 14011 Córdoba

Llámanos ahora

Llámanos ahora

+34 957 40 13 02

Escríbenos

Escríbenos

info@odontologiaclavero.com

Cita Online

Cita Online

Solicítala ahora